lunes, 12 de marzo de 2012

Adiós a los 'coquillas' de Don Mariano

El ganadero Mariano Cifuentes, afable hombre que metido en berenjenales, como todos nosotros, de tuitts, facdebook y blogs nos ha ido contando sus andares por el difícil mundo de la cría de bravo, ha anunciado que cierra sus puertas. Cierra su ganadería porque no se puede sostener. Y así, en la vida de la La Tauromaquia, queda otro vacío, que será complicado llenar, porque las modas y los estilos van por un enfoque casi art decó de todo lo que se lidia, y nos estamos cargando el románico, el gótico, el clasicismo de los bureles, por un arte unimensional, que no ve más allá de la cría del mismo toro.
Siempre es triste ver cómo un ganadero debe cerrar sus puertas, y cada vez más cuando el número de bajas son de los llamados 'encastes malditos'.
Estas son sus palabras, que con profunda tristeza reproduzco:

Llevo tres meses meditándolo, la verdad, no pensaba hacerlo de una manera tan drástica.
Mi primera idea fue reducir la ganadería a la mitad y esperar acontecimientos, pero la prolongada sequía, la subida tan acalorada de los piensos y la paja, me han hecho despertar a la realidad y ver que actualmente es inviable transformar un becerro en toro de lidia con el alto costo que conlleva, para después tenerlo prácticamente que regalar.
El nuevo virus Schmallenberg si nos atacará no existe vacuna alguna la preparación podría durar aún dos años.
La pertinaz sequía supone un problema añadido tan grave para los ganaderos que afrontamos en la actualidad una pérdida de rentabilidad ante la imposibilidad de trasmitir al producto final el incremento de los costos de producción.
En algunas explotaciones comienzan a llevar cisternas de agua para el ganado. " Acarrear agua es lo más caro que hay, sólo hay que comprar una botellita de agua mineral para saber lo que cuesta ".
Por tanto es una decisión muy meditada, al fin y al cabo se trata de cortar de raíz el trabajo desarrollado durante treinta años.
Hoy viernes 9 de marzo de 2012, he decidido quitar íntegramente la ganadería por los motivos enumerados, y el lunes día 12 muy temprano partirá desde Encina Hermosa a un matadero el primer camión con todos los machos de la ganadería.
En el transcurso de la semana otros camiones transportarán a la tropa de vacas hasta completar los 560 animales presentes en la misma.
Decisión muy cruda, pero a la vez muy real, nos vamos en silencio, con la cabeza muy alta, con los bolsillos vacíos, pero sin ningún tipo de deuda a nadie, intentar seguir en estas circunstancias nos llevaría hacía situaciones desagradables y poco recomendables.
¡ Ya sé ! que a partir que desaparezca la ganadería, Encina Hermosa no será la misma y pensaré que treinta años se han perdido que no he de recuperar, pero ¡ también sé ! que, durante los mismos he defendido siempre a capa y espada el mítico encaste COQUILLA, del que todos nos acordaremos siempre.
Pero en estos momentos tan duros me encuentro sin fuerzas, sin energías para afrontar tanto problema junto, quizás el culpable sea el mal fario del que les hablaba en la anterior entrada, en unos meses todo es adverso y lo principal criar sin saber si te lo van a comprar, esas dificultades se ciernen sobre nosotros cada vez con más fuerza.
¡ Figúrense ! el lunes cuando presencie la carga del camión y después mire como se aleja de Encina Hermosa con las ilusiones que tenía puestas en esos machos para la actual temporada, ¡ verdad David y Abel que llevo razón !
El ganadero cría pensando en la plaza no en los mataderos, por tanto saber cual es su destino me entristece enormemente y si tomo está decisión es para tomarla una sola vez, conozco a ganaderos que llevan dos y tres años mandando sus camadas al matadero.
No quiero terminar sin mencionar a las distintas Asociaciones de Ganaderos, llámese Unión, Asociación, Ganaderos Unidos, etc., nos vemos hoy así los ganaderos por no cerrar el grifo de las " altas " a tiempo que era lo lógico y razonable.
Me van a perdonar, pero no puedo seguir escribiendo.
He querido contarlo de primera mano, una vez lo supere trataré de seguir en contacto con todos ustedes a través del blog, así como en Facebook y en Twitter donde siempre he contado con su gran apoyo.
Les mando un cordial saludo.

Seguiremos a su lado ganadero. >Seguiremos por la senda que decidió inciar con sus cuitas y sus cuentos, que seguiremos esperando con ahínco.
Descansen los Coquillas en la pena de nuestras almas vivas.
Y sigamos en la pelea para que esto no pueda ser repetido.

3 comentarios:

  1. Una pena, Patxi. Aunque no conozco personalmente a don Mariano, puedo decir que le he cogido un enorme cariño tras diverso intercambio epistolar. Me parece un señor y un responsable criador. Que la senda del monoencaste siga su inexorable curso me entristece, si cabe, más aun, presenciando indeseables desenlaces como éste.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Buenas acabo de conocer tu blog y te he enlazado, si quieres pégale un vistazo al mío: http://terciodevaras.blogspot.com

    ResponderEliminar
  3. Felicidades para este homenaje a un ganadero de ànimo y valor, un señor encastado que no quizo miedo enfrentar la mafia del monoencaste.

    Una pena!
    Pedrito
    htt://puraficion.blospot.com/

    ResponderEliminar